El blog está cerrado

Antes de irme, quería daros las gracias por leerme, por seguirme y por apoyarme. Cierro el blog por motivos personales que no voy a contar (porque son eso, personales), pero me quedo con los buenos momentos y con el placer de saber que muchas de vosotras habéis estado ahí desde el principio de los tiempos, desde que estaba en blogspot e incluso desde antes.

Esta despedida del blog no implica que me vaya para siempre, seguiré en mis redes sociales, aunque ya habréis notado que últimamente con menos presencia de la habitual. Pero si necesitáis algo, comentar algo, preguntar algo o debatir algo, ya sabéis donde estoy en Twitter, en Facebook o en Instagram. O en cualquiera de mis direcciones de correo electrónico, laovejarosa o el de gmail, si queréis compartir conmigo algo más extenso.

Pues eso, que hasta aquí he llegado y que muchas gracias a todas por todo. Ya os echo de menos.

(Las reseñas de libros que tengo pendientes las haré en Instagram, que aun tengo lecturas atrasadas)